La montaña de libros más alta del mundo

La montaña de libros más alta del mundo es un libro de Rocío Bonilla que incita a los niños a leer, ofreciéndoles a cambio fantasías y alas para volar en cualquier momento.

Un álbum ilustrado ideal para regalar en el Día del Libro (23 de abril). Este año, devido al Covid-19, se ha trasladado al 23 de julio.

Información
Título La montaña de libros más alta del mundo
Autora Rocío Bonilla
Editorial Algar
ISBN 978-8491420507
Ver en Amazon comprar en amazon

la montaña de libros mas alta del mundo

La montaña de libros más alta del mundo

Lucas es un niño cuya mayor ilusión, desde que era un bebé, era poder volar 🦅. Por eso, cada año pide en su carta a Papá Noel unas alas de verdad, pero Navidad tras Navidad, Papá Noel se confunde y le regala unas alas de juguete.

la montaña de libros mas alta del mundo

En su séptimo cumpleaños, tras pedir el mismo deseo de cada año y soplar las velas, su mamá le pone un libro en las manos y le confiesa:

«Hay otras formas de volar».

En ese momento, nuestro pequeño no comprende nada. Pero, aún así, decide salir al jardín a leer el libro que su madre le había regalado.

Y es así como Lucas, casi sin darse cuenta, se mete de lleno en el mundo de los libros. Empieza por leer uno y luego otro, y otro, y otro…

Siempre aprendía cosas nuevas y se divertía con cada nueva historia que leía. Se metía tanto en sus lecturas que se olvidaba del mundo a su alrededor. Todo el mundo le llevaba libros para que no parara de leer y con cada libro que leía iba construyendo una pila enorme donde se sentaba a seguir leyendo.

Muy pronto, Lucas llegó a ser mundialmente famoso por hacer la montaña de libros más alta del mundo.

la montaña de libros mas alta del mundo

Hasta que un día al fin comprendió las palabras de su madre: «Hay otras formas de volar».

Aunque él no pudiese volar de forma física, su imaginación no había parado de hacerlo desde que empezase a leer aquel primer libro que su madre le regaló por su cumpleaños.

Un cuento para motivar la lectura

Esta es una historia súper bonita de cómo nuestros padres y madres deben mostrarnos las bondades de la pasión por la lectura. Una historia que nos enseña la magia que acarrean los libros, la lectura y cualquier tipo de literatura.

Personalmente me siento muy identificada con Lucas. Desde pequeña he sido una niña con mucha imaginación, que no se entretenía con la tele.  Siempre veía a mi madre y a mi hermana mayor leyendo, cuando yo aún no sabía.

Así que, cuando me tocó aprender a leer le puse mucho empeño y aprendí súper rápido. La motivación es una máquina que no precisa combustible, al menos en mi caso.

Desde el momento que aprendí a leer y me regalaron el primer libro «Petrosinella» no he parado de hacerlo. Era, soy y seré una devoradora de libros, igual que nuestro querido Lucas.

Cuando estamos leyendo nos olvidamos del mundo, nuestra imaginación vuela y nos podemos convertir en todo aquello que queramos. Se abren nuestras alas para volar, nuestras ventanas para escapar a lugares mágicos. Es una sensación indescriptible para aquellas personas que no lo han vivido aún, pero que, indudablemente, merece la pena buscar hasta encontrar.

la montaña de libros mas alta del mundo

Con este libro, Rocío Bonilla pretende animar a todos los niños y niñas a la lectura, hablándoles de las recompensas (no materiales, desde luego) que nos va a regalar leer: aprendizajes, diversión, creatividad, fantasía, imaginación, viajes en el espacio y el tiempo, etc.

Con este claro objetivo la autora centra la historia en Lucas, un niño que puede ser cualquiera de nuestras ranitas; así conseguimos que se sientan identificados con el protagonista y su mensaje llegue y cale más al público infantil.

Edad recomendada

Este libro está recomendado a partir de los 6 años, primeros lectores. Así podemos iniciarlos en el mundo de los libros y la pasión por la lectura.

Actividad con La montaña de libros más alta del mundo

Una actividad muy bonita que surge a partir de esta historia es la creación de nuestra propia montaña de libros.

Podemos hacerla tanto en un aula como en casa. Consistiría en que cada vez que leemos un libro, dibujamos su lomo a escala real, indicando el título y autor, lo decoramos y lo colocamos en una pared. Así iremos viendo cuántos libros hemos leído.

la montaña de libros mas alta del mundo
La versión especial incluye este medidor tan simpático.

En casa no solo valen los libros de los peques, también podemos añadir los nuestros. Así, las ranitas verán que mamás y papás también leen y usan su imaginación para volar entre las palabras.

Ilustraciones y estilo narrativo

Las ilustraciones del libro son preciosas, sencillas y a la vez llenas de detalles.

Algunas nos dejan recordar ilustraciones de algunos clásicos de la literatura como Moby Dick, El Principito, El Libro de la Selva o King Kong.

la montaña de libros mas alta del mundo

La narración sigue la línea de su autora, breve, con un par de frases por cada página ilustrada, clara y comprensible para niños en edades tempranas.

Conclusión

Como veis es una historia ideal para celebrar el Día del Libro y para animar a la lectura a las peque-ranitas del estanque.

Esperamos que os guste tanto como a nosotros.

 

¡Nos interesa tu opinión! ¿Qué te ha parecido?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Comparte esta entrada

Deja un comentario