Monstruo Rosa: Un cuento para la diversidad

Monstruo Rosa es un libro para comprender la diversidad, la tolerancia, el respeto y la libertad.

Igual que hace unos días reseñábamos libros para atender y entender la diversidad y la tolerancia a la misma como Topito Terremoto y Soy un punto, hoy hemos querido hacer lo propio con un libro que nos muestra a alguien distinto por su aspecto.

monstruo rosa

Información
Título Monstruo Rosa
Autor Olga de Dios
Editorial Apila Ediciones
ISBN 978-8493973643
Ver en Amazon comprar en amazon

Orígenes de la historia

La autora de este conocidísimo libro es una arquitecta, pero parece ser que una arquitecta de emociones. Olga de Dios es una arquitecta madrileña que se decantó por construir un mundo mejor con sus historias destinadas al abordaje de la inteligencia emocional en la infancia.

El Monstruo Rosa es su primer álbum. De hecho, fue su proyecto final en sus estudios cursados sobre ilustración. Y, ¡qué proyecto! Ganador de varios premios en el 2013, año en el que viera la luz la primera edición de esta obra, y en el año 2014.

Un álbum que ha llegado a más de quince países de todo el mundo. Abriendo así un mundo lleno de oportunidades a esta famosa, ya, escritora infantil.

Tras este álbum la autora se decidió a dedicarse a la literatura infantil a tiempo completo. Comenzó a escribir la serie de los personajes que aparecen en la historia de Monstruo Rosa. En la actualidad podemos disfrutar de las historias de Pajaro Amarillo, Rana de tres ojos y Monstruo Azul.

Además, durante esta cuarentena debida al COVID-19 podemos encontrar en la web de su autora algunos de sus libros con descarga gratuita.  Así que aprovechad el momento para conocer un poco más sus obras. Aunque personalmente os recomiendo tenerlos en papel. Los libros tradicionales jamás serán suplidos por los libros digitales y, menos aún, los infantiles.

 

La historia de Monstruo Rosa

Monstruo Rosa era diferente desde antes de nacer en un pueblo un tanto monótono. Donde todo es de color blanco y serio, y todos sus habitantes eran iguales los unos a los otros y actuaban igual.

¡Oye, un momento! ¿A qué me suena esto?

¡Ah, sí! A la famosa imagen de la fábrica de la escuela de Tonucci. ¿La conocéis? Por si la respuesta es no, os la dejo por aquí para que reflexionéis un poco y podáis tener una idea de cómo eran los habitantes de este extraño lugar.

Monstruo Rosa era muy diferente. Para empezar, era de color rosa, grande, peludo y siempre esta alegre. Lejos de sentirse mal por ser diferente Monstruo Rosa siempre estaba feliz y soñaba con hacer cosas distintas y conocer lugares distintos.

monstruo rosa

Un día decidió emprender la aventura para conocer nuevos lugares. Después de muchos días y sus noches, llegó a un lugar en el que había gente muy diferente, de diferentes colores, formas, tamaños. Pero todos muy felices. Entonces nuestro monstruo decide que se quedará a vivir en este lugar tan mágico y lleno de gente diferente, donde todos eran aceptados y tenían cabida.

Un libro para trabajar la inteligencia emocional

De la mano de este monstruo con un punto de vista positivo y alegre de sus propias diferencias descubriremos el valor de la diversidad. Y es que todos somos diferentes y todos buscamos ser aceptados y queridos por los demás para poder encontrar la felicidad completa.

Al inicio de la historia el monstruo vive rodeado de un mundo que observa y es consciente de sus diferencias y particularidades. Nadie le dice nada, realmente, no es acosado por el resto. Pero, tampoco hay una muestra de aceptación por parte de los demás, de comprensión o interés por ayudarle.

Sin embargo, esto no afecta a Monstruo Rosa que siempre tiene un punto de vista positivo y alegre de todo cuanto ocurre. Aun así, se atreve a salir de su mundo y buscar nuevos lugares, quizás buscando personas diversas y diferentes como él.

Podemos ver en la historia como se libera desde el momento en que emprende su camino. Y, cuando finalmente, encuentra su lugar lleno de personas diferentes y todas ellas especiales, aceptadas y queridas en la sociedad alcanza su plenitud.

Además de la diversidad y tolerancia, en este libro queda plasmada la importancia de la autoestima. Tenemos que querernos tal y como somos, aceptarnos y respetarnos a nosotros mismos primero, para después reflejar eso en la sociedad que nos rodea.

La autoestima es un tema muy importante a tratar desde la infancia temprana. Cada vez más nos encontramos con adolescentes y niños que no se aceptan que no se quieren y esto conlleva graves problemas sociales e intrapersonales, de tipo bullying, depresiones, anorexia, etc. Problemas muy serios y graves.

monstruo rosa

Por ellos es muy importante trabajar la autoestima desde la escuela pero desde el hogar también, usando siempre lenguaje positivo en la comunicación, evitando insultos, menosprecios verbales o gestuales, motivando y animando ante los retos a las pequeñas ranitas para que cada vez salten más alto y caigan con mejor equilibrio. Hasta que estén listas para saltar solas a otros estanques.

La diversidad en nuestra sociedad

El tema principal del libro es totalmente extrapolable a la sociedad. Vivimos en una sociedad con todo tipo de diversidades. Diversidad de culturas, religiones, étnicas, sexuales, etc.

Pero esta diversidad en la sociedad lejos de distanciarnos debe unirnos más. Así enriquecernos como sociedad, fomentar la tolerancia y el respeto desde niños para construir un lugar donde todos los seres humanos tengan su hueco.

La obra nos habla de la diversidad en todos sus formatos posibles. Uno de ellos que quizás os pueda pasar desapercibido es la diversidad sexual. Si os fijáis en la historia no se establece ningún género para ninguno de los personajes. No sabemos si son “el” o “la”.

El color de nuestro monstruo, rosa, nos habla de estereotipos, rompe con ellos y pretende liberar a toda la infancia de ellos tal y como reconoce la propia autora de la historia.

Ilustraciones y texto

La narrativa de este álbum es muy sencilla. Está compuesta por frases breves. El vocabulario empleado es el mismo que usaría un niño de 5-6 años, edades a las que va destinado este álbum. Esto resulta muy adecuado y mantiene atentas a las ranitas lectoras.

monstruo rosa

Las ilustraciones, aunque parezcan hechas a mano, son digitales. A mí también me sorprendió un montón esto. Su autora quiso plasmar a través de la Tablet y el lápiz digital las mismas técnicas que con los métodos tradicionales. El reto no le fue nada mal, ya que las ilustraciones simulan técnicas realizadas con ceras, lápices o rotuladores a la perfección.

Las ilustraciones en sí son sencillas, tal como la narración creando así un fantástico tándem para pre- lectores y lectores iniciados recientemente (5-7 años). De esta forma la autora se asegura que los peques se sientan identificados con la obra, acercándolos a ella y motivándoles tanto en la lectura como en la participación.

Los colores de las ilustraciones avanzan simultáneamente a la narración contándonos parte de la trama de forma visual. Empezando con tonos blancos y el único color del monstruo protagonista, representando la monotonía de la sociedad. Al salir de este lugar, empiezan a aparecen los colores poco a poco, hasta llegar a paginas totalmente coloridas. Esta diversidad de colores refleja la riqueza del nuevo hogar de Monstruo Rosa.

Conclusión

Un libro que sabe reflejar la sociedad actual, que no es fácil, y transmitir un mensaje de tolerancia clave para la inclusión de todos y todas en nuestra sociedad. Un libro para trabajar la autoestima y aprender a querernos con nuestras diferencias y particularidades, con nuestras cosillas que todos tenemos y nos hacen ser especiales y únicos.

 

¡Nos interesa tu opinión! ¿Qué te ha parecido?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...

Comparte esta entrada

Deja un comentario